“Mi sueño es ser la Número Uno del mundo”

Joven, divertida, pasional, pero sorprendentemente madura y centrada. Nuria Iturrios, con tan sólo veinticuatro años ya se ha forjado un nombre en el golf femenino mundial. Su paso por la Blume decidiría que su destino y su vida iban a estar unidos al golf. Para ella, esos han sido los mejores años de su vida y ha tenido la ocasión de compartir escuela con Marta Figueras Dotti como entrenadora y con una de las grandes figuras del golf en estos momentos, Jon Rahm.
El carácter sonriente de Nuria, incluso en momentos de máxima tensión, son su seña de identidad y con ello consigue ganarse tanto al público como a sus rivales. Y es que Nuria sonríe a la vida, sonríe al golf y sonríe a un futuro muy prometedor.

¿Cómo afrontas la temporada?
Mi objetivo este año es el LPGA y lo complemento con el LET, como pueda. Mi objetivo en la cabeza es competir en el Symetra, unos 23 torneos y unos diez u once del europeo, más de treinta torneos este año sí haré.

Son muchos torneos, ¿ te ves preparada física y mentalmente para afrontar tantos torneos?
Si el año pasado lo probé y me gustó mucho. Era un año más de prueba para ver qué era estar allí, en América, ya que era mi primer año allí sin haber estado en College y me gustó mucho.

¿Y la Reserva Invitacional contará contigo?¿ Podrás encajarla?
Este torneo fue una sorpresa la verdad y me alegré muchísimo. Ojalá pueda ir, me encantaría ir pero decidiremos por el camino. Pero si no, seguro que habrá otras oportunidades e iré en cuanto pueda a apoyar el golf femenino. También está el Santander Tour que intentaré jugar los máximos torneos que pueda. Después de California volaremos directos a Málaga para jugar en Lauro Golf.

¿Conoces el campo de La Reserva?
Me han hablado muy bien del campo y por las fotos que he visto me parece espectacular. Me encantaría jugarlo. Espero que se haga muchos años y pueda venir alguno.

Quedaste segunda en Australia y con Luna Sobrón de caddie…fue muy bonito
A Luna estoy agradecidísima porque ella me llevo de caddie en un LPGA y aprendí muchísimo, tuve la oportunidad de ver a la jugadoras desde más cerca, de aprender de las grandes porque claro, cuanto antes aprenda a reaccionar ante ciertas situaciones y cómo estar calmada en el campo, antes me adaptaré. Al siguiente torneo ella no pasó el corte y le dije el sábado que necesitaba un caddie. Lo pasamos muy bien. Fue bonito.

¿Tu carrera en qué punto dirías que está ahora?
Digamos que empecé bastante fuerte, ganando mi segundo torneo como profesional y eso me subió mucho mis expectativas y luego el golf pone a cada uno en su lugar. Han sido dos años, no duros pero sí flojos y poco satisfactorios, pero de todo se aprende. La cosa es salir adelante con eso y sacar todo lo positivo y no perder las ganas porque a mí ganas, no me faltan.

Tu vida no es la habitual para una joven de 24 años, el golf te obliga a muchos sacrificios.
Sí o no. Yo no lo veo sacrificios ya que es mi vida, entonces yo estoy 100 % en ésto. Entreno de sol a sol para ello pero porque es mi vida. Yo prefiero estar en el campo de golf que estar en la calle. Entonces no me cuesta, no es un sacrificio.

Llevas una vida muy sana, te controlas la alimentación…
Sí, siempre he pensado que una buena alimentación ya no sólo por el deporte si no por tu vida. Es algo que hay que llevar para estar feliz y bien con uno mismo.

¿Cuántas horas entrenas a diario?
Intento entrenar siete u ocho horas parte de golf más dos físico, digamos unas nueve al día.

¿Cómo es un entrenamiento profesional?
Llego al campo de golf entre 8 y 8.30 de la mañana y mi rutina es patear dos o tres horas, luego juego corto, approach o un control de distancia. Luego, por la tarde, o pego bolas con técnica con mi entrenador o me voy al campo y juego los hoyos con diferentes golpes, mido las distancias para ir tanteando todos mis palos y, sobre todo cuando llega la semana antes de competir, ya me pongo en modo competición y salgo al campo a buscar resultados. Por suerte en mi club hay chicos que entrenan ahí y si puedo compito con ellos alguna vez.

Si realmente el LET, con Marta Figueras al frente del Consejo, logra conseguir los 30 torneos anuales como pretende, ¿crees que volveríais a competir en Europa?
Sinceramente creo que están haciendo un gran trabajo. Este año, tres torneos en España dice mucho. Lo que pasa es que se necesitan muchos apoyos. Lo que no entendemos las jugadoras es que un país como Alemania por ejemplo, donde hay dinero y empresas, no hay torneos. La Directiva anterior destrozó el circuito Europeo y estuvimos todas muy enfadadas y decepcionadas pero se están poniendo muchas ganas y sé que Marta y su equipo están yendo por el camino correcto.

Sé que fuisteis las mismas jugadoras quienes las animasteis a presentarse al LET…
Es su pasión y ella está haciendo todo lo posible por ayudarnos. El años pasado cuando empezó a hablar con la gente….ella no quería, pero por otro lado el golf es su pasión y encima, mujeres. ¿Quién mejor que ella como una representante nuestra? Pero bueno, es duro y espero que a le vaya bien, porque al final es un trabajo estresante, que necesita apoyo de más gente. De las jugadoras lo tiene, sobre todo de las españolas, y espero que le vaya todo bien.

Ahora mismo hay un cartel importante de jugadoras españolas
La verdad es que estamos saliendo muchas y espero que siga así porque sé que hay muchas amateurs que vienen motivadas detrás, y con ganas de dar ese salto y sacar más golf femenino adelante.

La Blume está haciendo un buen trabajo
Tuve la suerte de compartir la Blume con Marta Figueras como entrenadora y esos años fueron los mejores de mi vida. Crecí mucho tanto golfístcamente como personalmente, me enseñaron unos valores que hay que tener y gracias a ello me decidí cien por cien a dedicarme a este deporte.

¿Cómo definirías tu golf?
Soy una chica muy apasionada con el deporte y por suerte tengo potencia entonces la bola va lejos y tengo habilidad por lo que me desarrollo muy bien alrededor del green, en el approach. Y este año, en la pretemporada hemos mejorado mucho los hierros con mi entrenador, hemos trabajado mucho ese aspecto porque había que subir la media de greenes en regulación y ahora hay que bajar la media de putts. Esa es la única espinita que tengo.

El putt en general es complicado para las golfistas ¿no?
Porque somos muy ansiosas y pensamos mucho. Menos las coreanas que son robots, pero claro la pasión y las ganas que tenemos las europeas con las que se enfrenta al final, es todo mental. Hay que estar relajada con el putt.

¿ Qué es peor par ti en un torneo, el primer drive o el último putt?
Uff, me gustan los dos. El primer drive la suelto y el último putt…la suelto también. Hay una dato curioso que hemos hablado cuando nos juntamos a veces con caddies y es que a toda jugadora siempre se le escucha el suspiro final. Cuando meten el putt, cogen la bola y suspiran. Y me he estado fijando últimamente y todas lo hacemos. Me quedo con el último putt, sobre todo si es para ganar. A mí la tensión me encanta y cuanta más adrenalina siento, mejor.

¿Es por ese motivo que sonríes incluso en los momentos más tensos del partido?
Porque me encanta esas sensación. Porque estoy a gusto, estoy en mi sitio, estoy en mi ambiente. Yo lo disfruto. Cuanta más gente me venga a ver, mejor.

¿Te ves alguna vez en algo que no sea golf?
No. Yo soy golf, golf y golf y a no ser que me lesione…y aunque me lesione, seguiría jugando.

Jugaste el mixto en Australia, qué te parece ese tipo de torneos?
A mi me encanta porque así puedes ver cómo hacen ellos y como hablan y como piensan. Es otra manera. Yo creo que las mujeres podemos aprender mucho de ellos, como simplifican todo más.
Ya me encantó en Marruecos y creo que se debería hacer más, de hecho el European está interesado en el LET.

¿ Quién es tu referente de golf ?
Severiano es alguien que he visto muchos vídeos. No le he visto en persona pero sí en vídeos. Y Azahara y Carlota, desde que he estado en la Blume las he seguido. Jon Rahm porque hemos estado juntos en la Blume y me encanta. Siempre he dicho que iba a ser alguien genial. Va ser el número Uno. Va a llegar.

Tu sueño en el golf
MI sueño en el golf es ser la Número Uno del Mundo. Es algo que siempre he dicho y ahora lo veo mucho más factible. Al final la pasión en el golf y el espectáculo ganará.

Suerte Nuria. Te seguiremos de cerca, te devolveremos ese sonrisa que tú nos regalas y te animaremos a que cumplas tu sueño y poder contarlo, porque desde luego, genio y figura, no te faltan.