Inicio Actualidad SOLHEIM CUP GLENEAGLES

SOLHEIM CUP GLENEAGLES

La primera Copa Solheim se disputó entre dos equipos de 12 jugadores durante tres días y tuvo lugar en Florida, en 1990, con el nombre del fabricante Karsten Solheim, fuerza impulsora de su creación. Sigue el mismo formato que la Ryder Cup, con 28 partidos: ocho foursomes y ocho cuatro bolas en los primeros dos días y 12 individuales match play, el último día.
Del 9 al 15 de septiembre Gleneagles estará bajo el foco de golf cuando la Copa Solheim regrese a Escocia, la «Casa del golf» por primera vez, desde del 2000. Este campo fue el escenario en el que Europa selló una emocionante victoria de la Ryder Cup en 2014. Hoy
continúa brindando un impresionante campo de batalla en medio de las colinas de Perthshire. El evento no sólo trata de una lucha deportiva dentro del campo sino que
promete ser un festival de entretenimiento, actividad y diversión para todos los asistentes. Es difícil pensar en un escenario más adecuado para la Copa Solheim 2019 que Escocia, el hogar del golf. La élite del golf femenino volverá al país por primera vez en
casi dos décadas, cuando las mejores jugadoras de Europa y Estados Unidos vuelvan a pelear por el título. Y se espera que sea uno de los aspectos más destacados
del calendario deportivo de este año, con el intento de Catriona Matthew en Europa de evitar que los EEUU de Juli Inkster completen un ‘hat-trick’ de victorias. Pero Escocia no es sólo una excelente ubicación para el golf, también es la cuna de muchas de las estrellas legendarias de la Copa Solheim a lo largo de los años, con Matthew a la cabeza en el panteón de los grandes. El recorrido del centenario de la PGA ha ganado en reputación como un clásico moderno desde su inauguración oficial en 1993: sus fairways y greens definidos y refinados han llamado la atención mundial cuando fue la sede de la Ryder Cup en 2014. El campo par 72, que fue descrito por su diseñador, Jack Nicklaus,
como «la mejor parcela de tierra en el mundo que me han dado para trabajar», comienza con una salida al sureste hacia el famoso Glen of Eagles. Inicialmente conocido como El Monarca, antes de su cambio de nombre en 2001 para conmemorar el año del Centenario
de la PGA, el recorrido ha evolucionado significativamente a lo largo de los años y ofrece una variedad de desafíos de cinco conjuntos de tees, que miden 7,296 yardas, en su mayor extensión. Con este torneo se conviertirá en el primer campo europeo en organizar las Copas Ryder y Solheim.